Politicas de Género

El Consejo Municipal de las Mujeres fue creado por la ordenanza 3961 aprobada por el Honorable Concejo Deliberante y promulgada por el Intendente en 2015.

Apoyados sobre la Ley Nacional que garantiza la protección integral de la mujer para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer, el Consejo es un espacio institucional de contención y asesoramiento que busca formular y evaluar programas y proyectos con perspectiva de género además de generar oportunidades de capacitación permanente. Está integrado por miembros del Departamento Ejecutivo, concejales y representantes de organizaciones sociales que se relacionen con la problemática de género.

Se trata de un ámbito participativo que integra a diferentes actores de la comunidad, de la política, del sector Ejecutivo y Legislativo, de las fuerzas de Seguridad, de los vecinos, del personal de Salud, del personal de la educación para trabajar sobre problemáticas locales de género en busca de soluciones consensuadas. Además no solo se realiza en la cabecera del partido que es San Antonio de Areco sino también en las localidades rurales de Duggan y Villa Lía.

Trabajando en políticas con perspectiva de género, el municipio creó también el Programa Florecer de parto respetado que acompaña a las madres antes, durante y después del parto. Incluye capacitaciones gratuitas y la renovación de la sala de partos, entre otras iniciativas para nacer mejor y vivir mejor.

Programa Florecer

Trabajando en políticas con perspectiva de género, el municipio creó también el Programa Florecer de parto respetado que acompaña a las madres antes, durante y después del parto. Se basa en tres ejes: la incorporación al sistema público de salud de profesionales con experiencia en partos respetados (durante los últimos meses se han sumado al personal de
hospital local y los centros de salud obstétricas especializadas en el tema y se añadieron más guardias activas) y la capacitación y sensibilización sobre el tema para los trabajadores que ya forman parte de los equipos de salud del municipio; el trabajo con la comunidad buscando el empoderamiento de la mujer y la difusión de sus derechos a la hora de parir, con talleres periódicos y gratuitos sobre las maternidades y las paternidades, para que tanto mujeres como hombres puedan encarar la llegada de sus hijos de una manera diferente; y
la instalación del programa en la discusión transversal sobre los derechos de las mujeres con su incorporación en el temario del Consejo Municipal de las Mujeres.

En ese marco, durante 2017 se acondicionó la sala de partos del Hospital Municipal Emilio Zerboni para hacerla más cómoda para las mujeres que dan a luz allí y se realizó el primer parto respetado por cesárea en ese nosocomio, el único gran efector de salud de la localidad.

El objetivo es que el parto se desarrolle de la manera más natural posible, sin intervenciones innecesarias, y con respeto por las decisiones de las mujeres.